viernes, junio 06, 2008

Gambito


Sacrificar peones
es un gesto habitual.

Texto y foto: Francisco José Martínez Morán

23 comentarios:

Dédalus dijo...

Y desgraciadamente este es el modo en que los emperadores sojuzgaron a sus esclavos, los señores gobernaron en sus feudos, los jefes fueron jefes y las multinacionales reinas del universo mundo.

Saludos, Fran.

la tua mamma dijo...

Los peones siempre han sido carne de cañón...Cosas del capitalismo.¡Vive la liberté!

gloria dijo...

La justicia social está por amanecer.
Un abrazo

Caperucito Lorca dijo...

¡Qué bueno! Es así de duro. Hay alguna norma no escrita que dice que vale más el rey que los peones. Suerte que los peones son mayoría, y a veces, si son inteligentes, pueden organizarse y luchar.

Un abrazo.

soleluna dijo...

También suele ser una muy buena técnica cuando no se sabe jugar al ajedrez... no?
Un abrazo

veridiana dijo...

Leí una vez: "Tenemos que tener jefes y disciplina"
¡ Muy dura la vida del obrero!. Es más lúdico jugar al ajedrez.¡ y siempre gano!

samsa777 dijo...

¡Qué curioso es el fenómeno de la lectura! ¡Y yo que no me refería a la política! Gracias por vuestra visita y por vuestros puntos de vista... Siempre un placer, siempre un enriquecimiento.

BELMAR dijo...

¿importa mas la Reina o el Rey?

ana dijo...

Yo soy partidaria de la defensa siciliana...:-)

Sunion30 dijo...

Antes del "jaque y mate" otros van cayendo. Selección natural de la vida. Para mi muchos somos peones en la cuadrícula bicolor de los sentimientos o aspiraciones.
Mejor irnos acostumbrando.

Saludos,J.

Beíta dijo...

Muy buena la foto. Muy buen texto.


Oye, elige entre la foto del flog y entre la foto del blog (a la k he puesto un texto de usted)... jeje



Un bezO

Betty B. dijo...

Sacrificio es estrategia, pero cuidado con equivocarse...
Besos.

Antonio Azuaga dijo...

Un peón es una dama potencial, pero nuestro mundo es lo suficientemente tonto como para menospreciarlo. Por eso se sacrifican generaciones enteras (perdón el sesgo hacia la educación) a la barbarie. Los jugadores inteligentes los miman, las sociedades sabias no los desprecian. De aquéllos quedan pocos; de éstas, ninguna.

Davido dijo...

sí, cada elección es un pequeño sacrificio...

Caperucito Lorca dijo...

Cada uno hace su interpretación. Llámalo política o lo que quieras. Pero sin duda bien podría ser una metáfora de los estamentos de clase.

Algún día los peones se harán con el tablero y no habrá ni reyes negros ni reinas blancas. Peones de todos los colores organizados como hormiguitas.

Athelas dijo...

yo juego con las negras y me da por sacrificar siempre a la reina... supongo que por eso siempre pierdo


:)

amparo dijo...

A mí los juegos siempre me ponen nerviosa.
No puedo con esto de las competiciones, aunque me entrego a veces, ¡y qué dulce es la victoria!

Abrazo

tournesols dijo...

fotolienzo: darwinismo y supervivencia absurda.

*

elisa de cremona dijo...

ni lo digas...
demasiado..
besazosss

Hernán Díaz de Leyre dijo...

La guerra empieza en uno mismo.

Un saludo.

Vanlat dijo...

La clave está en quién toma la decisión,
si es reina, rey o peón.

soperos dijo...

la mano que mueve las piezas dice: "matar al rey". ése es el propósito del ajedrez.

òscar.

soperos dijo...

pd/ aparentemente.